Blog

¿QUÉ ES UN TIER?

nVent LATAM
11/08/2018

Para aquellos que están dentro del sector de los centros de datos tal vez hayan oído hablar de este término, o más bien, de esta clasificación. A la hora de diseñar, planificar y construir un centro de datos, existen multitud de aspectos que debemos tener en cuenta. No sólo estamos hablando de cuestiones propias de la ingeniera (que son muchas) sino de normativas, certificados y legislaciones que es necesario cumplir si queremos que este sistema realice correctamente su función y lo haga dentro de los parámetros adecuados.

Si no se tienen conocimientos previos de ingeniería de sistemas o informática, a la hora de contratar un servicio de centro de datos o de hacerlo hay varias cosas que se deben saber más allá de la oferta existente. Ya hablamos anteriormente del PUE, la medida de eficiencia energética de los centros de datos. Hoy queremos mostrar otro tipo de certificación que existe para este tipo de sistemas.

Se trata del estándar ANSI/TIA-942 Telecommunications Infrastructure Standard for Data Centers, creado por miembros de la industria, consultores y usuarios, que intenta estandarizar el proceso de diseño de los centros de datos. El estándar está orientado a ingenieros y expertos en la materia. Sin embargo, hay una parte del estándar que vale la pena conocer cuando contratamos servicios de alojamiento en un centro de datos: los Tiers. Este sistema de clasificación fue inventado por el Uptime Institute para clasificar la fiabilidad (y también para hacer negocio certificando los centros de datos, claro está).

El concepto de Tier nos indica el nivel de fiabilidad de un centro de datos asociados a cuatro niveles de disponibilidad definidos. A mayor número en el Tier, mayor disponibilidad, y por lo tanto mayores costes asociados en su construcción y más tiempo para hacerlo. Actualmente se han definido cuatro Tier diferentes, y ordenados de menor a mayor son:

  1. Tier I: Centro de datos básico: Disponibilidad de 99.671 %.
    • El servicio puede interrumpirse por actividades planeadas o no planeadas.
    • No hay componentes redundantes en la distribución eléctrica y de refrigeración.
    • Puede o no puede tener suelos elevados, generadores auxiliares o UPS.
    • Tiempo medio de implementación, 3 meses.
    • La infraestructura del centro de datos deberá estar fuera de servicio al menos una vez al año por razones de mantenimiento y/o reparaciones.

  2. Tier II: Centro de datos redundante: Disponibilidad de 99.741 %.
    • Menos susceptible a interrupciones por actividades planeadas o no planeadas.
    • Componentes redundantes (N+1)
    • Tiene suelos elevados, generadores auxiliares o UPS.
    • Conectados a una única línea de distribución eléctrica y de refrigeración.
    • De 3 a 6 meses para implementar.
    • El mantenimiento de esta línea de distribución o de otras partes de la infraestructura requiere una interrupción de servicio.

  3. Tier III: Centro de datos concurrentemente mantenibles: Disponibilidad de 99.982 %.
    • Permite planificar actividades de mantenimiento sin afectar al servicio de computación, pero eventos no planeados pueden causar paradas no planificadas.
    • Componentes redundantes (N+1)
    • Conectados a múltiples líneas de distribución eléctrica y de refrigeración, pero únicamente con una activa.
    • De 15 a 20 meses para implementar.
    • Hay suficiente capacidad y distribución para poder llevar a cabo tareas de mantenimiento en una línea mientras se da servicio a otras.

  4. Tier IV: Centro de datos tolerante a fallos: Disponibilidad de 99.995 %.
    • Permite planificar actividades de mantenimiento sin afectar al servicio de computación críticos, y es capaz de soportar por lo menos un evento no planificado del tipo ‘peor escenario’ sin impacto crítico en la carga.
    • Conectados a múltiples líneas de distribución eléctrica y de refrigeración con múltiples componentes redundantes (2 (N+1) significa 2 UPS con redundancia N+1).
    • De 15 a 20 meses para implementar.
México está ubicado en una de las zonas sísmicas más peligrosas de la tierra; El año pasado (19 de septiembre de 2018) enfrentamos un fuerte terremoto que afectó no solo a muchos edificios y casas, sino también a miles de vidas. Las aplicaciones críticas, como las comunicaciones, fallaron en ese momento debido a la falta de sistemas y equipos adecuados. nVent Hoffman ha desarrollado importantes soluciones sísmicas que contribuyen a tener sitios y centros de datos más seguros a la vez que protegen las aplicaciones críticas.

GABINETES Y RACKS ANTISÍSMICOS

En la construcción de un centro de datos es importante considerar la posibilidad o riesgo de vibraciones y sismos, tales como una obra cercana, el tráfico pesado, vías ferroviarias o equipos de refrigeración que pueden ocasionar vibraciones perjudiciales. Por todo esto es importante contar con medidas preventivas, sistemas contra vibraciones y sismos.

Contar con soluciones antisísmicas que otorguen la protección necesaria a tus equipos esenciales es más que una buena idea.

CONTRIBUIMOS A MANTENER UN MUNDO CONECTADO

Para más información acércate a nosotros y pregunta por las soluciones que requieres, seguro podemos apoyarte en cada reto que se presente en tus aplicaciones.

Prueba sismica hoffman
Te invitamos a que conozcas las pruebas sísmicas a las que son sometidos nuestros gabinetes
VISITA NUESTRO LANDING PAGE Y CONOCE MÁS DETALLES

Fuente
https://www.muycomputerpro.com/2013/03/14/que-es-un-tier

Hoffman Enclosures México

Arquímedes 33 / Piso 1
Polanco, Ciudad de México C.P. 11560
Office +52 (55).5280.1449  Ext. 239
nVent.com | nVent-latam.com